CB NavaKappaViveros Herol
shopping-bag 0
Productos: 0
Subtotal : 0,00
Ver Carrito Realizar pago

NOTICIAS

Club Balonmano Nava Partido Tenerife

Faltó intensidad hasta romper el partido ante el Tenerife

Los naveros certificaron su victoria en los diez minutos finales.


No termina el Viveros Herol Nava de enlazar con las buenas sensaciones e intensidad de juego de que hizo gala durante la primera vuelta. El parón navideño sigue pesando para coger el ritmo perdido, se está viendo en estas últimas jornadas, hay intensidad en defensa y ataque, pero no continuidad de la misma durante los sesenta minutos, lo cual favorece que el rival tome posición e introduzca su juego. Ello sumado a los desaciertos en culminar la jugada y en las entregas, lleva al conjunto navero a mantener marcadores igualados y verse obligado a resolver en lo últimos minutos de juego.
Lo visto en la jornada del sábado ante el BM Tenerife, fue un ejemplo de lo comentado anteriormente. Tras una primera parte de luces y sombras se lograba mantener los dos goles de diferencia que a trompicones mantuvo durante este período. En el tiempo restante la rivalidad fue más continua, incluso los del Tenerife alcanzaron una ventaja de un gol a favor, hasta que a falta de 10 minutos para el final Carlos Villagrán comenzó la remontada junto a otro gol de Jesús de la Hera y la diferencia de hasta tres goles la puso un Simón García que encabezó la reacción del Nava y llevó a la victoria a su equipo.
Todo ello ante un conjunto tinerfeño que llegaba a Nava de la Asunción doce jugadores en la alineación y las bajas de dos jugadores claves como Juan Jacob y Albi Regalado. Aún así fue capaz de poner en apuros a los locales con un juego estudiado en ataque y una defensa mixta para dificultar las circulaciones de los centrales Carlos y Simón y las asistencias al pivote Dario. A ello hubo que sumar un ataque de movimientos rápidos en la línea de los seis metros dirigidos por el central Amit hasta abrir el hueco para favorecer la posición del pivote Víctor Oliva, quien combinó este puesto con el de lateral.
Tras el descanso, el conjunto canario cambió a un ataque más sosegado de posición uno contra uno, con jugadas que normalmente culminaban con lanzamientos desde los nueve metros de Víctor Oliva, máximo anotador de su equipo con 13 goles, que pudieron ser mucho más si no es por las acertadísimas intervenciones del guardameta navero Ángel García , que una vez más fue el baluarte de una defensa que tardó en sacar su mejor intensidad de juego.
Tanto para Oliva como para el técnico del Tenerife, Rubén Humada, la táctica de juego utilizada estaba estudiada y se aplicaron actuaciones puntuales aprovechando que “el rival no estaban teniendo la profundidad que debería y ello favorecía que lanzáramos desde fuera y después intentamos jugar con los desplazamientos detrás de ellos porque estaban por arriba de los nueve metros y había huecos”. Un esquema que se le fue de las manos en los últimos minutos ante la reacción del Nava, las paradas de su portero y la exclusión de Oliva por la falta peligrosa a Carlos Villagrán.

link: El Adelantado de Segovia

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar