El Viveros Herol Bm. Nava visita el sábado a las 19:30 h el siempre dificilísimo Pabellón Polideportivo Ángel Nieto, que se convertirá en un auténtico hervidero para llevar a los suyos en volandas.

El conjunto pistacho, que se encuentra a tan solo un punto de la zona de playoff y continúa invicto en casa, ha conquistado el corazón de todo el balonmano español gracias a la ilusión y el sentimiento de una afición que ha acompañado al club desde la Segunda Nacional hasta el impensable ascenso a Liga ASOBAL. Y no una, sino dos veces. Después del descenso a la categoría de plata, Zamora quiere luchar de nuevo por volver a la élite.

Los zamoranos tienen una plantilla compensada y de gran calidad. A Octavio Magadán o Sebastián Ceballos se une un portero internacional como Felipe Barrientos. Los fichajes de gente con gran proyección como Jaime González o Pablo Cubillas y las nuevas promesas, Raúl Maide y Miguel Magariño, conforman el grupo dirigido por Leo Álvarez y Ricardo Margareto. No será de la partido Jorge Martín Cordero, “Jortos”, uno de los baluartes del bloque pistacho.

MMT Seguros Zamora realiza un juego muy vistoso y en el que sus jugadores se complementan a la perfección merced a años de compenetración con el juego impuesto por el ex técnico Eduardo García Valiente. Leo Álvarez les ha dotado de pequeños retoques manteniendo la esencia que tan buenos resultados les ha dado durante los últimos tiempos.

La defensa 6:0 formada por Fernando Ruiz y Marc Abalos en el poste central es una de las más férreas de toda la categoría. Las presiones a los laterales provocan multitud de pérdidas en los ataques rivales, que se traducen en infalibles contrataques.

Octavio dirige desde el central. El 2x2 con pivote, las fijaciones para que los laterales penetren o los lanzamientos en proximidad son las principales armas zamoranas. Dalmau Huix se ha adaptado muy rápido a lo que le piden los técnicos y está sobresaliendo en la faceta anotadora.

Pero si por algo destaca Zamora es por no arrojar la toalla ante la adversidad. Los partidos para ellos duran siempre 60 minutos y no importa cómo vaya el resultado. Pelean cada balón como si fuera el último y nunca dejan de creer.


Jugadores a seguir

Octavio Magadán: El central leonés es uno de los mejores jugadores de la categoría. Su gran variedad de fintas y lanzamientos le permiten anotar con facilidad. Su gran visión de juego y su capacidad de liderazgo le convierten en el mejor jugador del MMT Seguros Zamora.

Sebastián Ceballos: El extremo izquierdo, internacional con la selección chilena, es  el máximo goleador del equipo y uno de los más realizadores de la categoría. El contrataque y la definición en posicional son sus mejores credenciales.

 

Club Balonmano Nava