El Viveros Herol Bm. Nava visita a los andaluces este sábado a las 18:00 horas en el Polideportivo Municipal de Palma del Río. El conjunto dirigido por Víctor Montesinos se sitúa en los puestos de cabeza, donde ocupa la cuarta posición a tan solo un punto de los líderes Barça B y Ciudad Real.

Foto: ARS Palma del Río

ARS Palma del Río ha ganado a Antequera y Bordils en sus dos partidos en casa, convirtiendo su feudo en un auténtico fortín que solo ha sido asaltado por el Atlético Valladolid en la Copa del Rey.

El equipo blanco juega al ritmo que marca su estandarte José Antonio Consuegra. El central conecta con facilidad con todas las aristas del ataque. La polivalencia de Eloy Crook y Diego Reyes es otro de los puntos fuertes de los palmeños. Ambos laterales alternan uno y otro lado indistintamente consiguiendo exprimir sus virtudes; ganan la calle; tiran desde fuera; fintan rápido.

El pivote Julio Morgado destaca por ganar la posición. En los seis metros es imparable, su conexión con Consuegra trae de cabeza a los postes rivales. No solo es eficiente en el disparo, sus bloqueos permiten a la primera línea entrar con comodidad y los espacios que genera son explotados al máximo.

Pero si por algo está destacando en este inicio liguero ARS Palma del Río es por su defensa 6:0. Es el segundo equipo que menos goles recibe, con una media de 24,6. Gran parte de culpa de esta extraordinaria estadística la tienen sus dos porteros: Ignasi Admella y Samir Montes. El primero destaca por su intuición y colocación, parece saber dónde va el lanzamiento un segundo antes de que se produzca. El segundo, de tan solo 20 años, destaca por su rapidez y envergadura.

Jugadores a seguir

José Antonio Consuegra: El sevillano “opera” desde el central con la precisión de un cirujano. Juega y hace jugar a todos sus compañeros. Su 2x2 con pivote, los pases al extremo, las fintas para que los laterales ganen la calle. Cada partido es una clase magistral. No le tiembla el pulso si tiene que jugarse una acción individual, la variación de lanzamientos le hace un jugador impredecible.


Jesús Morales: El extremo derecho ha vuelto a casa después de una temporada en Benidorm jugando en ASOBAL. El espigado zurdo está de dulce y ya es el máximo goleador de los suyos. Anotó 11 de los 25 goles que consiguió el bloque andaluz en Zamora. Habrá que estar muy atento a su rapidez y definición.

 

Club Balonmano Nava